Mentiras y medias verdades en las etiquetas de los alimentos.

Posted by in Productores

 

Engañar, dar a la mentira apariencia de verdad o inducir a alguien a tener por cierto lo que no lo es, valiéndose de palabras o de obras aparentes o fingidas. Etiquetas de los alimentos.

Cuando estamos comprando, solemos leer las etiquetas de los alimentos, creemos que en ellas están las características y componentes de los mismos, pero cada día vemos como la industria alimentaria encuentran vacíos legales o doble sentidos, que hacen que por más información que pongan en las etiquetas, sigamos comprando completamente a ciegas.

¿Es que los Consumidores no tenemos derecho a saber lo que consumimos?

Pues claro que no ya que para adquirir ese derecho, antes, la industria alimentaria debe tener la obligación de ofrecer una total transparencia en las etiquetas de los productos que fabrica. Es este punto, el que parece más complicado, ya que por más que se demande, las autoridades y la industria alimentaria siempre llegan a entenderse y consiguen que los Consumidores sigamos adquiriendo productos sin ser conscientes de lo que realmente consumimos.

No es comprensible que los derechos de la mayoría sean pisoteados por una minoría, sólo desde la ignorancia es entendible que cientos de miles de Consumidores sigan consumiendo productos que no se ajustan para nada a lo que pregonan sus etiquetas y sus envases.

Sabemos todos, que el lenguaje y las palabras son interpretables, de este modo cualquier palabra o frase puede ser interpretada según los intereses y connotaciones que desea transmitir aquel que la dice o escribe. Es aquí en donde la industria alimentaria muestra todas sus triquiñuelas y una gran habilidad a la hora describir los productos, muchas veces respaldados por leyes que no son todo lo claras que debieran ser.

 

etiquetas de los alimentos

Etiqueta de los alimentos

 

Aquí unos ejemplos que tod@s conocemos, pero que ahora entenderemos.

Sin azúcares añadidos:  Son muchos los Consumidores que adquieren estos tipos de productos creyendo que no tienen azúcar, ya que éstos mantienen los azúcares que están presentes en los propios alimentos. Fructosa en el caso de la fruta, lactosa si son lácteos. Además pueden añadirles otros hidratos de carbono, que son almidones o azúcares más complejos, con el mismo efecto de aumento de azúcar en la sangre.  Así que la frase, Sin azúcares añadidos se queda en agua de borrajas.

Natural 100%:  Una de nuestras preferidas, esta frase hoy en día está presente en la mayoría de alimentos, transmite la idea de que los alimentos han sido elaborados de una manera artesanal y respetando la naturaleza de los mismos, que ingenuos somos!, lo que esta frase o mejor dicho, eslogan publicitario, nos indica, es que, no lleva adictivos químicos u otras sustancias creadas artificialmente, pero perfectamente el alimento puede ser inyectado con minerales como el Sodio en el caso de las carnes o contener edulcorantes derivados de una planta como el jarabe de fructosa, que en teoría son naturales, pero para quién? Alguien quiere una cucharada de Sodio o de jarabe de fructosa?

etiquetas de los alimentos

Kiwi o fresa

Sin grasa o light/ligero:  Cuando un producto es sin grasa, lo que tiene es mucho azúcar o hidratos, sin más. Pero la industria hace una doble interpretación de las palabras y puede estar refiriéndose al sabor y no a que hayan alterado los ingredientes. Increíble pero cierto!

Sin grasas Trans: Si imaginas que el producto que adquieres con este Eslogan en el envoltorio, con letras llamativas, es igual a cero en grasas Trans, que sería lo lógico, estás equivocad@, debes saber que la ley les permite, que contengan hasta 0.5 gramos POR PORCIÓN, y aún hay más, el fabricante es el que decide cual es la porción, de esta forma puedes estar comprando un producto Sin grasas Trans, pero con un alto contenido de grasas Trans por porción. Esto no hay quien lo entienda!

Ayuda a tus defensas: Para poner este gancho en el envase, sólo es necesario que contenga algunas vitaminas y tampoco es obligatorio que para utilizar este eslogan, lo demuestren de alguna manera!

Sin azúcar: este gancho no significa literalmente que el alimento en cuestión carezca de azúcar, lo que realmente nos indica es que contiene menos de 0.5 gramos de azúcar por porción, y el truco de la porción ya lo hemos comentado antes. Debemos tener en cuenta que a día de hoy, son muchas las personas que no pueden consumir azúcar y que adquieren estos productos, que normalmente son más caros, creyendo fielmente lo que indican las etiquetas.

 

Creemos que las autoridades y organismos competentes no están haciendo su trabajo correctamente, deben exigir que se cumplan las normas para que exista un comercio verdaderamente transparente, en el que los Consumidores puedan adquirir productos que no les lleven a engaños que en muchas ocasiones son especialmente escandalosos. Un comercio en el que los Productores que realizan su trabajo con total transparencia, se vean beneficiados de alguna manera, ya que, la sostenibilidad y los recursos de las generaciones venideras está en nuestras manos y somos los guardianes de las mismas.

En una sociedad de Consumo, somos los Consumidores los que tenemos el control de lo que decidimos que vale o no vale, pero la industria alimentaria, amparada en muchas ocasiones por las autoridades y leyes ambiguas, nos confunde y resultamos engañados, consumiendo productos de los que apenas tenemos información alguna.

Desde aquí os animamos a consumir sabiendo el cómo, el dónde y el quién elabora lo que consumimos, y sólo de esta forma puedas apoyar el tipo de producción que más se ajuste a tus ideales. Creemos que nadie, que no tenga nada que ocultar, debe tener miedo a una información transparente.